Transportistas en contra del peaje a autovías que piden las constructoras

El pasado miércoles Seopan, la patronal de las grandes constructoras, defendió este sistema con el que se podrían recaudar al año un máximo de 6.828 millones de euros a través de los ingresos por peajes que se cobrarían mediante un sistema de tarificación por uso.

«La medida es  un ataque contra el sector del transporte en España, uno de los motores económicos del país, tanto por su contribución al PIB, como en materia de generación de empleo”, aseguró Ramón Valdivia, director general de Astic, según un comunicado remitido por la asociación. “Haremos todo lo posible para que esta propuesta injusta no llegue al Gobierno”, añadió.

Seopan anunció que mandará su propuesta al Gobierno y a los partidos políticos con el afán de incluir este asunto en el debate electoral que se viene. Las grandes constructoras plantean que los usuarios de todo tipo de vehículos paguen un peaje blando —entre 0,03 y 0,14 euros por kilómetro, inferior al que es habitual ahora en las autopistas— por utilizar todas las vías de alta capacidad, lo que supondría sumar más de 13.000 kilómetros de autovías a los 3.000 kilómetros de autopistas en los que ya se cobra por circular.

Valdivia  opuso que los transportistas españoles llevan muchos años contribuyendo con creces en el mantenimiento de las autovías. “Las empresas del sector llevan años pagando varias veces más de lo que cuestan las carreteras”, añadió el director general de Astic, quien lamentó la «asfixiante carga impositiva” que, en su opinión, soportan las empresas del sector, con impuestos como el céntimo sanitario, que se encuentra en proceso de devolución por parte del Ministerio de Hacienda.

Si se establece un peaje en todas las autopistas, los transportistas no pagaremos, sino que repagaremos. Nuestros impuestos, durante los últimos años, han ido destinados a aeropuertos sin aviones o infraestructuras inservibles, mientras que no se han solucionado asuntos críticos para el transporte, como los puntos negros y cuellos de botella en la red de carreteras”, concluyó Valdivia.

Fuente: ASTIC