El 37% de los SRI para el coche suspenden en seguridad

Un 37% de los Sistemas de Retención Infantil (SRI) suspende el Test Europeo de Seguridad, según ha informado el Real Automóvil Club de España (RACE), que participa en este examen.

En el estudio de este año, según RACE, mucho más exigente y con pruebas más duras, se evaluaron 30 modelos y sistemas de SRI en categorías de peso y soportes diferentes, poniendo el foco en los criterios clave de seguridad ante impactos frontales y laterales, el manejo, la ergonomía, el contenido de sustancias peligrosas, la limpieza y la confección.

Los resultados ofrecen 13 sillas con resultados ‘satisfactorios’, y seis obtuvieron el ‘aceptable’. En el lado negativo, 11 de los modelos presentados a la prueba no superaron la evaluación de los clubes, ocho de ellos con la peor nota.

RACE ha indicado que los requisitos que se exigen para obtener buenos resultados en el test hay que pasar positivamente las pruebas de impacto frontal con ‘dummy’, pruebas de impacto lateral, pruebas de manejo y ergonomía y pruebas de sustancias contaminantes.

Entre las novedades del informe, se ha querido mantener el análisis de los SRI con homologación R-129 (más conocido como i-Size), con la prueba de dos modelos: el Axissfix de Bebé Confort y el 2waypearl de Maxi Cosi, ambos obteniendo una clasificación general de ‘Satisfactorio’ en las calificaciones finales, lo que permite certificar que el i-Size mejora la seguridad de los pequeños en caso de impacto.

Aunque en ediciones anteriores se analizó la seguridad de los productos de bajo coste, en este test 2015 se ha querido estudiar la presencia de los productos asiáticos que se pueden encontrar a la venta en Europa. En este caso, se han evaluado tres modelos de SRI, como han sido el Babyfirst Space Castle (que engloba los grupos 0+/I/II), Goodbaby CS 920 SI (grupo I) y la Lutule Bear S (grupos I/II/III con Isofix). Los resultados muestran malas calificaciones en las pruebas de impacto frontales y laterales, lo que repercute en la nota final.

RACE recomienda a la hora de adquirir un SRI que el comprador se informe de la oferta existente en el mercado tanto de modelos como de características de seguridad. Una vez que se haya tomado la decisión de comprar un modelo es muy importante que se acceda al punto de compra con el vehículo y el niño con el fin de conocer de primera mano la instalación del SRI de una manera correcta.

Fuente: EcoMotor

Visita Nuestra Web¡Descarga Nuestra App!