La séptima edición del Plan PIVE, de incentivo a la compra de coches a cambio de achatarrar uno antiguo, se aprobará «previsiblemente» el próximo 20 de febrero, según fuentes del sector.

La intención era aprobar el nuevo Plan PIVE, que cuenta con una dotación presupuestaria de 175 millones de euros recogida en los Presupuestos Generales del Estado de 2015, el pasado viernes, aunque finalmente se hará el próximo viernes 20 de febrero.

El Plan PIVE 7 está previsto que mantenga las mismas características de los programas anteriores en lo referente a cuantía de las ayudas (2.000 euros por turismo y 3.000 euros en el caso de familias numerosas), aunque sí que podría incorporar modificaciones de otro tipo.

Entre los posibles cambios con los que contará este nuevo Plan PIVE podrían encontrarse un requisito de tiempo mínimo de posesión del vehículo a achatarrar o que dicho automóvil tenga en vigor la Inspección Técnica de Vehículos (ITV).

Desde finales del pasado año se encuentra en funcionamiento una extensión del Plan PIVE 6, con cargo al presupuesto de la séptima edición. Según fuentes del sector, dichos fondos no durarán «más de quince días».

Fuente: Europa Press