La DGT inicia una campaña de control y vigilancia a camiones y furgonetas

La Dirección General de Tráfico (DGT) pone en marcha, a partir de hoy lunes y durante toda la semana, una campaña intensiva de vigilancia y control de camiones y furgonetas. Se enmarca en la programación anual de operaciones especiales que tráfico lleva a cabo para mejorar la seguridad vial y concienciar a los usuarios de las vías de la importancia de comportamientos más seguros.

Durante siete días, agentes llevarán a cabo inspecciones en los vehículos dedicados al transporte de mercancías. Verificarán aspectos como las condiciones técnicas y los elementos de seguridad del vehículo, su peso, el acondicionamiento de la carga, el estado de los neumáticos o el adecuado funcionamiento del alumbrado.

Asimismo, realizarán comprobaciones de carácter administrativo, examinando la documentación del vehículo y el permiso de los conductores; examinarán los tiempos de conducción y descanso, así como el consumo de alcohol; también vigilarán la velocidad y el mantenimiento de la distancia de seguridad.

La conducción de este tipo de vehículos no es igual que la de un turismo, su comportamiento dinámico es diferente, sobre todo si llevan carga. La sujeción de la misma es vital, pues cualquier desplazamiento incide sobre la estabilidad del vehículo por variación del centro de gravedad. Precisamente la excesiva o mala colocación de la carga está detrás de la alta incidencia de salidas de vía y vuelcos en este tipo de vehículos, ha explicado la Delegación del Gobierno.

El riesgo en la conducción de camiones y furgonetas es mayor que en turismos, debido a la carga que transportan y a un menor equipamiento de seguridad activa y pasiva. Además, la sensación de seguridad que experimenta el conductor, la menor velocidad y la elevación de la cabina, lleva a que el número de distracciones sea mayor y el uso de cinturón sea menor. Igualmente, existe un mayor riesgo para los ocupantes de otros vehículos y peatones, especialmente en zona urbana.

Los vehículos de más de 3.500 Kg.  de masa máxima admitida o de más de nueve plazas incluido el conductor están sometidos a la normativa sobre tiempos de conducción y descansoLa infracción a esta norma puede ser catalogada como grave o muy grave, en función de que se supere o no el 50 por ciento en los tiempos de conducción o la minoración en los descansos. En el caso de que la infracción sea muy grave, lleva aparejada la pérdida de seis puntos del permiso de conducir.

Fuente: Europa Press

Visita Nuestra WebDescargaAPPS2