La UE debe establecer de forma obligatoria para todos los vehículos nuevos la instalación de avisadores para el cinturón de seguridad de todos los asientos de pasajeros, algo que actualmente sólo ocurre con el del conductor.

Así lo recoge la organización no gubernamental Consejo Europeo de Seguridad en el Transporte, formada por las entidades públicas y privadas del continente más relevantes en materia de seguridad vial, entre ellas la Dirección General de Tráfico (DGT), en su informe ‘Ranking del progreso de la UE en la mejora de la seguridad en las autopistas’, hecho público este jueves.

El estudio cita cifras de varios países que indican que el 60% de los fallecidos en accidentes de circulación no llevaban puesto el cinturón de seguridad, por lo que pide a UE que los avisadores para el cinturón de seguridad se extiendan a todos los asientos de los vehículos nuevos.

Actualmente, la UE está llevando a cabo una revisión de los requisitos de seguridad que todos los vehículos nuevos vendidos en Europa deben cumplir. Las últimas reglas se aprobaron en 2009 y se espera que la nueva propuesta esté lista a finales de este año

El ETSC también recomienda que se instalen el sistema inteligente de control o alerta de velocidad, que podría reducir en un 20% el número de fallecidos, y el de alerta de cambio de carril en los vehículos de nueva fabricación, que ahora es obligatorio sólo para autobuses y camiones.

Concretamente, aconseja que se hagan auditorías de seguridad vial para ayudar a salvar vidas, evaluaciones de impacto en la seguridad vial de las nuevas carreteras, el tratamiento de los sitios de alto riesgo en las vías existentes y las inspecciones periódicas de seguridad como parte de los trabajos de mantenimiento. Estas medidas podrían reducir el riesgo de colisiones en un 20%.

Fuente: Servimedia

Visita Nuestra WebDescargaAPPS2